Buen aspecto sin maquillaje: consíguelo tú también con masaje japones + yoga facial

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

¿Conoces el masaje japonés para la cara? Es una de las técnicas de masajes orientales más antiguas, pero aún novedosa en nuestro país. Su mérito es conseguir buen aspecto sin maquillaje al cabo de poquísimas sesiones, con resultados visibles ya desde la primera… Los salones de belleza se han lanzado a dar masaje japonés (se le llama lifting natural, tales son sus efectos), pero los nativos sabemos que no consiste sólo en una sucesión de manipulaciones en el rostro: es toda una filosofía que implica un largo aprendizaje… Además, en España estamos descubriendo el yoga facial para hacer en casa, la gimnasia antiarrugas que ha puesto de moda Meghan Markle, la prometida de Enrique de Inglaterra…).

¿Fucionan una y otra…?

NO lo dudes. Combinadas, estas dos técnicas pueden ayudarte a conseguir una belleza natural que refleje lo vital que te sientes en realidad por dentro. Conseguir un efecto buena cara sin maquillaje es posible aplicándote masaje japonés de cara, el mejor antiaging natural, en un centro de masajes orientales con terapeutas cualificadas y acompañándolo de una rutina de belleza que incluya 2 minutos de yoga facial cada día.

¿Por qué mejora tu aspecto el masaje japonés para la cara…?

Porque reactiva la circulación sanguínea y estimula la formación de colágeno en la piel. El masaje japonés para la cara combina percusiones de los dedos con amasamientos realizados con las palmas de las manos. Con ello, consigue el efecto de oxigenar los tejidos y promover la producción colágeno y elastina, dos factores imprescindibles para mantener el aspecto joven de la piel. Como curiosidad, has de saber que el masaje japonés no limita los movimientos a la cara: también se extiende hacia cráneo, mandíbula y cuello. Al eliminar de forma muy efectiva la tensión y el estrés, favorece que te veas con una cara más relajada y luminosa. De hecho, la ancestral técnica de masaje japonés que utilizaban las emperatrices japonesas como secreto de belleza – el Kobido– es una técnica de masaje que sólo se puede aprender de la mano de la familia que ha mantenido vivo su uso, y que certifica a quien la aprende.

No en vano el masaje japonés para la cara se considera una experiencia holística, que trabaja a varios niveles (físico, emocional, mental y espiritual), a diferencia de los masajes occidentales.

Una rutina de yoga facial para practicar en casa

Además puedes completar los efectos del masaje japonés o masaje Kobido con ejercicios de yoga facial para practicar en casa. Te proponemos estos ejercicios que hemos encontrado para que puedas ponerlos en práctica:

Yoga facial y masaje japonés para la cara, las dos técnicas de belleza natural que mejor funcionan. 1. Haz una V con los dedos de la siguiente manera: pon el índice y el corazón en los extremos de las cejas, haciendo una suave presión y levanta las pestañas al máximo unos segundos. Relaja y vuelve a repetir hasta 6veces.

2. Sujeta las cejas e intenta cerrar los ojos. Repite 8 veces.

3. Pon la lengua alternativamente en cada una de las líneas de expresión que bajan de la nariz a la boca y mantén la presión. Luego abre la boca tapando los dientes con los labios. Repite 10 veces.

4. Aplica los dedos de las dos manos en el centro de tu frente y estira ejerciendo una presión ligera hacia las sienes. Repite 10 veces.

5. Esta cara es un poco chistosa, pero muy efectiva para eliminar ojera y elevar las cejas. Abre la boca cubriendo los dientes con los labios, y a la vez sitúa los dedos como ves en la foto. Mira hacia arriba y pestañea, intentando elevar tus pestañas tanto como te sea posible. Hazlo durante 30 segundos y relaja.

Si además, acompañas el masaje japonés para la cara con el yoga facial, una buena alimentación con cítricos y fresas que te aporten vitamina C, antioxidante, y una limpieza rutinaria de cara e hidratación, te aseguro que los efectos van a ser visibles en muy poco tiempo.

 

Buena cara sin maquillaje en las mínimas sesiones

En Kamiraku, una terapeuta experta te aplica masaje japonés para la cara durante 50 minutos, para que puedas beneficiarte de esta técnica de rejuvenecimiento y buena cara. Nuestro centro de masajes orientales en Madrid dispone de un amplio horario de apertura, incluidos festivos, para que puedas adaptar tu rutina de belleza a tu ritmo de vida, sea lo intenso que sea… A partir de muy poco tiempo empezarás a escuchar eso de “Qué buena cara se te ve”, en vez de “Pareces cansada…”.

¿Te animas…? Estamos deseando que pruebes la experiencia y nos cuentes qué te ha parecido… 🙂